El Chaqueño Palavecino debutó en streaming y presentó “Soy y seré Vol 2”

Por Adrián Mouján (*)

El Chaqueño Palavecino ofreció la noche del sábado desde la peña que alberga en su casa en la localidad salteña de Rosario de Lerma, su primer concierto en streaming, que le sirvió para presentar su nuevo disco “Soy y seré Vol 2”, con la presencia de su banda y bailarines.

Una de las figuras más convocantes del folclore argentino aprovechó que Salta se encuentran en la etapa de distanciamiento social por la pandemia de coronavirus, más laxa en las restricciones, y pudo realizar un concierto con su banda y ballet, respetando la distancia social y con los barbijos de rigor.

De esta forma, por primera vez, utilizó esta modalidad de presentación, vía streaming, que, más allá de la pandemia, le permitió llevar su música a todos los puntos de la Argentina y a países como Brasil, Paraguay, Bolivia, Chile, Ecuador y Uruguay.

La gente escribía en el chat que instala la aplicación desde casi dos horas antes del show y podían leerse mensajes provenientes de toda la Argentina y de países limítrofes.

La mayoría se ponía a tono con la “escenografía” que elige el Chaqueño para sus conciertos y mencionaba que esperaba la música cocinando un asado regado con vino tinto con su pareja y algunos de sus hijos.

La pantalla se puso oscura y se podía ver la sombra de los músicos y a los bailarines, mientras todos testeaban sonido, hasta que el locutor Oscar Humacata lo presentó y el patio de la casa de Palavecino en Rosario de Lerma le dio paso a la zamba “De Pura Cepa”, con todos sus protagonistas con tapabocas.

Seis violinistas, cuatro guitarristas, un bandoneón, un bombista, un percusionista, un bajista y tres coristas acompañaron a Palavecino en este clásico iniciático.

La chacarera ”Mi ponchito en tu hombre” tuvo un arranque con el Chaqueño cantándolo como una baguala para luego meter un ritmo más acelerado y darle paso a uno de sus platos fuertes en las noches festivaleras.

La cueca “Herejía” ocupó el tercer lugar en el concierto con una lúcida intervención del ballet, los coros y los trabajos de los violines. El Chaqueño se tomó un trago, mientras el locutor saludó al público y vendió publicidad de diferentes puntos de la Argentina.

La noche le dio lugar a la polka “Cuanto te amé”, que lleva unos interesantes arreglos de violines que recuerdan al viejo folk estadounidense y en la que el Chaqueño lució su garganta bien romántica.

El chamamé “Puerto Tirol” permitió que el Chaqueño invitara a Silvana y Rocío, el dúo Alma Carpera, grupo vocal de baguala, que metió la fiesta litoraleña en medio de las sierras salteñas, con mucha vocación festivalera.

El retumbo “Que me olvides tú” le puso romance a la noche con un estilo que está casi en desuso pero que es muy valioso en la tradición folclórica salteña.

En tanto, el carnaval “Ay corazón” arrancó con un recitado del Chaqueño que le dio paso a las guitarras y a los violines, mientras en el chat el público se iba entusiasmando y solucionando algunos inconvenientes producto de su propia impericia.

Lo siguieron la zamba “Mi salteñita” y luego el vals peruano “Cuando llora mi guitarra” y el argentino “El muro”, incluido en “Soy seré Vol 2” su nuevo disco. Entre canción, el Chaqueño aprovechaba para charlar con Humacata como bastonero que aportaba datos y refrescaba la memoria del músico para que cuente anécdotas

La noche continuó con “La villerita”, compuesto Horacio Guarany a quien el Chaqueño recordó con algunas palabras. Para la zamba “Recordándote papá” hizo dueto con su corista Daniel.

La nueva chacarera bien festivalera “Siempre Chaqueño seré” tomó la noche y mostró que ya está lista para hacer bailar a la gente durante la fiebre festivalera del verano, con una interesante intervención del ballet. Los bailarines siguieron al frente del escenario para el escondido “Por tu amor”, donde se lucieron los violines y los coristas.

Con la zamba “Soy” regresó el primer plano para la música con referencias a Salta, una línea que siguió con la chacarera “Mi pago querido”, donde Palavecino recordó a su Rancho el Ñato, en pleno Chaco salteño, en el Trichaco, donde la Argentina forma triple frontera junto a Bolivia y Paraguay, con un interesante apoyo de voces femeninas.

Justamente, sobre el festival Trichaco que realiza todo los años en sus pagos de la Triple Frontera, el Chaqueño reconoció que, si se hace, será en formato streaming, con artistas de todos los estilos.

La fiesta continuó con la chacarera “De esas que no hay”, en la que se lucieron los violines y el acordeón, y, luego, hubo saludos para todo Chile al que le ofrendó la cueca chilena “La Consentida” con el apoyo del dúo Alma Carpera.

(*) Agencia de noticias Telam

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*