Brianna Callum nos presenta “Nuestra asignatura pendiente”, su obra recién editada

Por Andrea Viveca Sanz
(@andreaviveca)

Siempre es posible avanzar, regresar por aquello que nos completa, elevarnos en el cielo de la existencia para soñar que todo es posible. Los libros se convierten, a menudo, en brújulas que orientan nuestros destinos, tal vez por eso la escritora cordobesa Brianna Callum logra construir una historia que invita a descubrirse.

Sumergida en cada uno de los escenarios que pincela con sus palabras, pone en movimiento a sus personajes, los guía con su voz y logra enredarlos entre hilos de amor, para que se encuentren entre las páginas de un libro en el que esperan a los lectores.

En diálogo con ContArte Cultura la autora cuenta de qué manera vivió el proceso creativo de su última novela “Nuestra asignatura pendiente”, editada por el sello Vera Romántica.

—¿Recordás de qué manera o en qué momento comenzó a germinar esta historia en tu imaginación?
—La idea inicial surgió hace unos años, pero en forma de relato. Después, cuando VeRa me convocó para formar parte del sello, supe que estos personajes todavía tenían mucho para contar. Así comenzó a gestarse Nuestra asignatura pendiente, con nuevos escenarios, nombres y una trama más rica que amplía. Y se suma a la que fuera en su momento esa idea que pretendía hablar de las segundas oportunidades, de los amores profundos, esos que ni el tiempo es capaz de borrar.

—Si tuvieras que elegir un sustantivo, un verbo y un adjetivo que definan las temáticas principales de la novela, ¿cuáles serían y por qué?
—Sustantivo, uno compuesto: Estrella fugaz, es un símbolo muy especial para los protagonistas (ya descubrirán la razón al leer la novela), y a esta altura me animo a decir que se convirtió en un distintivo de esta historia.
Verbo: Descubrir, porque la trama nos lleva por un constante descubrimiento. De la historia familiar, de una cultura desconocida, de paisajes exóticos; pero sobre todo, del amor y de sí mismos.
Adjetivo: Libre, así es la protagonista y esos son los ideales que defiende. La libertad de acción, elección y pensamiento en todos los órdenes de la vida y para todos.

—¿Cómo surge el título que elegiste? ¿Hubo otros que quedaron en el camino?
—El título es muy simbólico y está directamente relacionado con la historia de amor que se cuenta. Lo cierto es que surgió desde el principio y no hubo otras opciones.

—¿En qué tiempo histórico se desarrolla la trama?
—Es una novela contemporánea y transcurre entre 2018 y 2019.

—Contanos cuál fue el proceso creativo de los escenarios en los que tus personajes caminan sus vidas.
—Una vez elegidos los escenarios principales, que son Reino Unido (Londres y Brighton), y Marruecos (Tánger, Tetuán, Chefchaouen, Marrakech, Merzouga, Desierto de Erg Chebbi…), y tras trazar las rutas que recorrerían los personajes, comencé con el proceso de documentación para plasmarlos de manera fiel en las páginas de esta historia, junto con la variopinta mezcla de texturas, sensaciones, colores, olores y sabores que de ellos se desprenden.

—¿Y de qué manera te documentaste para que las pinceladas de palabras en cada una de las escenas logren pintar la realidad de esos escenarios?
—Para la documentación recurrí a distintas fuentes: libros históricos, turísticos y gastronómicos; guías de viajes; foros islámicos; foros y páginas turísticas; documentales; entrevistas a mujeres islámicas; notas de prensa; material fotográfico y documentos de antepasados que estuvieron cumpliendo el servicio militar en Marruecos durante el protectorado español, y más.

—¿Quiénes son los protagonistas de esta historia y qué nos podés adelantar de ellos?
Los protagonistas son Emily y Kyle. Ella es escritora y emprende un viaje a Marruecos en busca de la información necesaria para escribir su próxima novela, basada en la historia de su abuela materna. Lo que no sabe, es que en medio de paisajes exóticos y descubrimientos fascinantes, también se reencontrará a sí misma y con su capacidad de sentir y confiar en un hombre, más allá de las fronteras del papel. Kyle es anticuario, profesión que aprendió a apreciar con el tiempo. Es un hombre sencillo, un poco impulsivo, que no teme en demostrar sus sentimientos. Un hombre que cree y apuesta por el amor.

—¿Hay algún personaje secundario que podría convertirse en un futuro protagonista?
Podría ser… Considero que hay un personaje que podría tener su propia historia y que incluso esa historia podría tomar dos caminos muy distintos. Veremos si los lectores opinan igual cuando lean Nuestra asignatura pendiente.

—¿Cuál es el deseo que elevarías a tu estrella fugaz para tu nueva novela?
—Que toque el corazón de los lectores y que llegue a ellos el mensaje que quise transmitir y que tiene que ver con la libertad y con el poder del amor.

—Te invitamos a que pongas en manos de tus lectores una brújula imaginaria y que los invites a atravesar el camino de “Nuestra asignatura pendiente”.
—Por mi parte, dejo a Emily y Kyle en sus manos; ellos ya les pertenecen. También quiero hacerles llegar mi profundo agradecimiento por acompañarme en este camino desde hace más de diez años, por el apoyo y el enorme cariño que me brindan; les aseguro que ese cariño es recíproco. Y, para finalizar, me gustaría que sea Emily quien les hable con este poema que encontrarán en la solapa del libro y que visualiza cuáles son sus deseos…

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es NAP-2.jpg


Conocé más de Brianna Callum en la siguiente nota:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*